El insensato apresurado

0
74
El Caballero sin memoria
Anuncio
Te voy a contar la historia de un hombre, el cual había perdido el rumbo. Desde entonces, vivía la vida sin pensar en el mañana, solo el día con día. Era como un colibrí posándose de flor en flor, probando el dulce néctar de las flores.
 
Su sed era insaciable, en ocasiones solo degustaba el elixir de los capullos cuando volaba hacía otro jardín. De pronto, comenzó a perder interés en las flores, salió a revolotear sin rumbo fijo. De pronto, una corriente de aire lo llevó directo a un oasis. 

Quedó admirado al ver tantos colores y olores diversos. En ese lugar se topó con una bella flor, la cual despedía una fragancia dulce, y de pronto quiso tomar de la ambrosía de esta flor. 

Antes de que pudiera posarse se dio cuenta de que ya había otro colibrí. Se marchó molesto, pero luego recapacitó, y se posó sobre la copa de un árbol muy alto, para admirar la bella flor que lo había impactado. Escrito por El Indio Juan Diego. 

Últimamente me siento abrumado de todo, quisiera haber escogido otra carrera, he hasta imaginado como hubiera sido mi vida si hubiese ingresado al seminario o ser un maestro en una escuela de difícil acceso, cosas que soñaba de niño, en ese momento disfrutaba ayudando a los demás.

La otra vez me pasé el día entero en la oficina revisando unos papeles, regresé a casa pasadas las 8:30 P.M., cuando de pronto sentí un dolor en el abdomen… Fue cuando recordé que solo había tomado dos tazas de café negro sin azúcar. Me preparé un derretido de mozarela, no me pasaba más nada… Encendí el televisor tome el control sin darme cuenta estaba viendo la pantalla haciendo solo zapping, luego busque algo en Netflix y en Youtube, al final apague el aparato, también las luces y me tire al suelo a ver la luz de la luna que entraba por la ventana, cerré los ojos y comencé a hacer un ejercicio mental para concentrarme en algo.

De repente, pensé en el mar, luego en submarino y de inmediato se me vino a la memoria el nombre del capitán Marko Ramius, uno de los protagonistas de la novela de Tom Clancy; La caza del Octubre Rojo, que también fue llevada al cine, pero eso es otra historia.

En la novela, Ramius era el capitán de un submarino nuclear más moderno de la Unión Soviética, el Octubre Rojo de la clase Typhoon.

Según el relato el Octubre Rojo, estaba equipado con un revolucionario sistema silencioso de propulsión magnetohidrodinámica, el cual lo hace indetectable a cualquier sonar.

La trama comienza cuando el capitán decide desertar con todo y el Octubre Rojo a Estados Unidos.

El laureado capitán argumentaba que entregaría el submarino para evitar que los soviéticos atacarán a Estados Unidos. Mirando el techo reflexiono sobre la trama y concluyo que el tipo era un guerrero en los tiempos de paz, y un soldado en tiempos de paz está rezagado a jugar a la guerra o a pintar escuelas. Son personas que las preparan para matar, entonces no tiene sentido ser soldado si no hay guerra.

Si llegaste hasta este punto de la lectura te estarás preguntando, que tiene que ver la metáfora del inicio con una historia de un tipo que vive en una época equivocada. Pues bien… Así como no tiene sentido ser un guerrero en tiempos de paz, no tiene sentido ser un enamorado del amor si no hay a quien amar o si el amor no es correspondido, lo que en efectos prácticos es lo mismo.

En ocasiones doy la impresión de ser un bastardo insensible o un cínico miserable -son dos de los halagos que me han dado algunas de mis ex-, pero no soy tan así, tengo un corazón.

El punto es, que en cierto punto empecé a ver la vida desde otra manera… Sí, hay mujeres que piden un tipo romántico, detallista, el hombre de sus sueños. Pero la mayoría de estas mujeres terminan con un troglodita con el cual compartirán los próximos, qué sé yo, 30, 40 y si tienen mala suerte 50 años.

Mi mayor pecado es no haberme quedado con la primera, que se frustró tratando de amoldarme a lo que ella consideraba debía ser un hombre modelo, si no niego que la quise, pero una cosa es amar y otra es querer. El que ama es capaz de hacer sacrificios por la otra persona, aunque esta no comprenda la magnitud del hecho. Lo más curioso es que el amor es una de las cosas más inevitables de este mundo.

Si no les queda claro, esto último se lo diré de esta forma:

‘Can’t Help Falling In Love’
Wise men say, only fools rush in But I can’t help, Falling in love with you Shall I stay? Would it be a sin? If i can’t help, Falling in love with you. Like a river flows, surely to the sea Darling so it goes, somethings are meant to be Take my hand, take my whole life too For I can’t help, Falling in love with you

Si no quieren usar el traductor lo haré por ustedes.

Los hombres sabios dicen que solo los insensatos se apresuran, pero yo no puedo evitar enamorarme de ti. ¿Debería quedarme? ¿Sería un pecado si no puedo evitar enamorarme de ti? Como un río fluye con certeza hacia el mar, cariño, así vamos tú y yo, algunas cosas estaban destinadas ocurrir.

PD: La metáfora se explica por si sola.

Anuncio

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí