Sergio Rafael De Marco le cumple el sueño a Don Andrés

0
417

Gracias al apoyo de la Fundación De Marco, del empresario Sergio De Marco, supera enfermedad mal diagnosticada hace 29 años

A la edad de 22 años don Andrés Robles Tosca, fue diagnosticado con una terrible enfermedad llamada “esclerosis múltiple”; para su mala suerte, en la institución donde lo atendieron, erróneamente le recetaron medicamentos que en lugar de ayudarlo agravaron más su padecimiento con el cual vivió durante 29 tormentosos años.

Con el tiempo sus brazos se fueron atrofiando y la enfermedad avanzó atacando cadera, rodillas y otras extremidades, quitándole total movilidad en su cuerpo.

Lamentablemente el diagnóstico que le habían dado los doctores en aquél entonces resultó erróneo, viviendo una verdadera pesadilla, creyendo que tenía dicha enfermedad y tomando los medicamentos que no le hacían ningún efecto.

Hace algún tiempo su vida habría de cambiar para bien, al llegar providencialmente la ayuda que tanto necesitaba a través de un conocido que lo contactó para llevarlo a la Fundación De Marco, al enterarse de su penosa condición.

Al llegar a Playa del Carmen, don Andrés fue objeto de una revisión médica exhaustiva para encontrar la verdadera causa de su mal.

Es así que gracias a la Fundación De Marco y los doctores con los que trabaja esta asociación altruista, pudieron descubrir que su enfermedad en realidad es diabetes asociada con problemas de circulación, por lo que empezó a ser tratado con los medicamentos adecuados.

Hoy a la edad de 51 años, lamenta que su condición y tanto sufrimiento para él y su familia, se pudo haber evitado con un tratamiento correcto a tiempo, sin embargo agradece a Dios y a la Fundación por el trato profesional y humano que le brindaron.

Don Andrés, originario de Coatzacoalcos, Veracruz, muestra un gesto de agradecimiento y reconocimiento a la Fundación De Marco por su apoyo moral, médico, y económico que le brindaron en todo momento a través de su personal que siempre ha mostrado espíritu humanitario, beneficiando y apoyando a la población más vulnerable de Playa del Carmen y de todo el estado de Quintana Roo.


“Nunca me habían dado tan buen trato, la Fundación De Marco me ayudó a cambiar mi vida de una manera increíble. Hoy ya puedo caminar mejor, tengo más energía y una actitud totalmente diferente y positiva”, comenta don Andrés, mientras sonríe nuevamente a la vida.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí